miércoles, 26 de julio de 2017

Pasión, emoción, intensidad presenta Tania Pérez-Salas



La Compañía   Tania   Pérez   Salas,   de   la   Ciudad   de  México,  se  presenta  el miércoles 26 de julio a las 20:00 horas en el Teatro de la Paz, dentro del XXXVII Festival Internacional de Danza Contemporánea Lila López.


El programa consta de tres partes: “Catorce Dieciséis” en el que Tania Pérez Salas se inspira en el número Pi (3.1416) para reflexionar sobre la circularidad de nuestro movimiento a través de la vida; “Macho Man XXI” es una obra con temática de la violencia de género, vinculada a lo caótico, surrealista y exótico que puede ser la cultura mexicana; y “Saudade” que trata de la insatisfacción por el   deseo   incumplido   del   regreso.   El   anhelo   de   algo   tan   ambiguo   que   es indefinible.



La Compañía Tania Pérez-Salas integra dentro de su propuesta coreográfica aun talento creativo de reconocidos artistas escénicos provenientes de diversas partes del mundo, que sin duda, aportan a la construcción de un proyecto de impecable factura.


Ha sido invitada a los festivales de más prestigio del mundo como el Festival de Danza   Latinoamericano  en   Montreal,   la   Biennale   de   la   Danse   de   Lyon,   el Festival de Oriente-Occidente de Italia, el Festival Internacional Cervantino, el Fall   For   Dance   Festival   del   New   York   City   Center   Theatre,   el   Festival Internacional de Shanghai, en China, el Galway Arts Festival, en Irlanda y el Festival de Danza de Tel-Aviv en Israel. También ha tenido presentaciones en las Casas de la Ópera de El Cairo y de Alejandría, en Venezuela, Los Ángeles,entre otros.



El espectáculo que presenta dentro del XXXVII Festival Internacional de Danza Contemporánea Lila López, reúne a 15 bailarines de países como Colombia,Cuba, Estados Unidos, Francia y Holanda, este miércoles 26 de julio, en punto de las 20:00 horas en el Teatro de la Paz.

Daegu Contemporary Dance Company comparte su danza en el Festival Lila López

                                     



Fotografías: Edgar Gutiérrez Calvillo/ FIDC Lila López


Por: Roberto A. Valenciano Capín


Daegu  Contemporary Dance Company  es sinónimo de disciplina, tradición y técnica,  al presentarse a esta XXXVII edición del Festival Internacional de Danza Contemporánea " Lila López ".


Una noche de reencuentro con los potosinos, siendo en aquella ocasión su visita como Daegu City Modern Dance a la XXXI edición del Festival Internacional de Danza Contemporánea " Lila López ".


En esta ocasión, ofrecieron un programa integrado por los trabajos coreográficos: Luis Gilberto Arreguin Garmendia, Jung Jin Woo y Park Hyun Ok, directora artística de la compañía.


Con un titulo sugerente -Caminando sobre un océano de grava blanca- que sin mas se vuelve una invitación no solo a este sentido contemplativo, sino conlleva al espectador junto con el creador-Luis Gilberto Arreguin Garmendia- a transitar conjuntamente por todas estas convergencias de formas, texturas y este sentido de perfección que convergen en torno a este jardín japones Ryan - Ji  Zen,  construido totalmente de piedras. 


De esta manera, permite también desglosar su complejidad  y sumergirse en estos micromundos, este minimalismo.






Todo esto contrae, a una interesante narrativa corporal como escritural; desde movimientos cadenciosos y rápidos, así como generar esta evocación a la perfección, además de este contraste, como es el contar en pequeñas historias entorno a la muerte y la fe, la gente, el amor y el reconocimiento, bajo este tono mínimalista. 



Sin lugar a dudas, uno de los aciertos de Arreguín Garmendia es lograr esta síntesis a partir de esta propuesta dancística que tiene como eje no solamente la forma, sino sus contenidos, entendidas esta última como el permitir dialogar tanto con el espacio y desde el espacio interior, al entrecruzarse el tiempo,  en donde también convergen estos afluentes de sensaciones tanto visuales como sensoriales, como lo es esta máxima de una conciencia corporal, aunado a calidades de energía, como esta gestualidad cargada de profunda expresión.



Sustentada en esta sutileza de movimientos, cadencia y la utilización de este elemento de los sueños perdidos y su libertad, para generar se Todo  en esta posibilidad de volverse un espacio de reflexión a pesar a las condiciones  ineludibles de retomar este retorno a su corporalidad, es lo que nos ofrece la Mtra. Park Hyun -Ok, con su coreografía - Blue Moon-.






Tras esta cortina de humor, ante las formas graciosas de sus bailarines de ver y verse a través de unos binoculares a partir de su propia corporalidad, se vuelve una severa critica al dar por hecho un evento afirmado y saberse en que condiciones tiene tu propia integridad.



Bajo la constante de una depurada calidad tanto técnica como corporal, y por tanto no solo compartir imaginarios sino esta parte contemplativa, es indudablemente una de las pautas de esta compañía formada en 1994, la cual se llevaron los aplausos de un público que abarroto por tercer día este Coloso de Villerías.



Bailarines: Jun Ha Yeon, Kwag Jee Hae, Seo Jeong Bin, Kwag Dong Ha, Seo Dong Young, Choi Dong Hyeon, Eom Se Yeong, Do Ji Won, Hyeon Sang A, Lee Hee Rim, Kim Hye Min, Kwon So Hyang, Kim Ha Young, Kim Hwa Young, Kang Ri Ye, Kim Jin Kyeong, Jung Jin Woo y Kim So Ra.



Daegu Contemporary Dance Company, se funda en 1994, la cual conjunta la danza intelectual y académica, por lo que se ha consolidado  como una compañía que combina dos dimensiones de educación y arte. Realiza una variedad de métodos de ejecución para extender la danza.

Tessa Ia/ Andrea Franz en el Loud Open Stage. Circuito Indio




Como parte de esta cuarta semana del Circuito Indio vía Vive Latino, llega a San Luis Potosí, las propuestas de dos cantautoras mexicanas. Tessa Ia/ Andrea Franz, este jueves 27 de julio al Loud Open Stage



Las canciones de la compositora y cantautora Tessa Ia reflejan la voz de una nueva generación y suponen un aire fresco en el panorama del pop independiente mexicano. Con letras profundas, emotivas y llenas de pasión, acompañadas de melodías enganchantes, su música te enchinará la piel. Perteneciente a una nueva camada de pop alternativo e independiente el sonido de Tessa Ia tiene anclajes lo mismo en el folk con toques de jazz, el pop suave, el art-pop y el rock.



Por su parte, la obra de Andrea Franz está inscrita en el art-pop de la escena californiana, manteniendo un compromiso total con una estética propia, ya que además de cantante y compositora también es artista visual. Esto hace que cada canción, cada video, sean sumamente especiales. Andrea comenzó a ser reconocida ya que funge como corista de León Larregui (Zoé) pero, más allá de eso, su magia única en el escenario le ha valido ganarse completamente al público. 


Lugar Loud Open Stage se encuentra en Iturbide #640. Centro Histórico.

El legado musical de Oscar Chávez continúa...


Por: Luis Montalvo


Este fin de semana pasado, julio 22 y 23, se presentó el Maestro Oscar Chávez en el Teatro de la Ciudad Esperanza Iris, en un par de conciertos memorables, el actor, compositor, intérprete y cantante nos deleitó con canciones nuevas de su autoría, canciones de antaño queridas por sus fans y algunas que son poemas de escritores reconocidos como: Ramón López VelardeGarcía LorcaJosé Emilio Pacheco, entre otros.



Cabe mencionar que había escuchado a muchas personas que ya no iban a ver a Oscarporque ya no cantaba, pero bueno, con 82 años, seguir haciendo lo que ama y lo que nosotros amamos que hace es digno de admiración, no sin mencionar que él fue un guerrero del pueblo, que puso en riesgo su vida incontables veces por defender al pueblo de las injusticias, alzando su voz a lo más alto contra aquellos que abusarón de los mexicanos y contra aquellos que aun lo hacen, tirando canciones de sátira a los políticos que nunca se han cansado de joder al pueblo mexicano, a capa y espada en el frente, Oscar se ha jugado la vida por la justicia, la igualdad y el amor, pero tristemente el pueblo jamas se ha levantado como debe o como debería y en lo personal siento que eso de no ver una respuesta de los oprimidos también cansó al cantante en cierto sentido y mejor seguir solo ya en el lado musical sin entrarle tan de lleno como antes a los golpes. 



Yo crecí escuchando a este gran artista y me enamoré del sentimiento con que él canta aún hoy día, claro, un hombre de larga carrera y reputación distinguida no podría hacerlo mejor, Oscar Chávez, rompiendo la linea que se tenía en el cine mexicano con la icónica película: "Los Caifanes
" , programas de radio como locutor y mas de 100 discos grabados, nos han demostrado la calidad de la que está hecho y le agradecemos por tanto. Se dice fácil pero toda persona que conoce a detalle lo que ha hecho el Caifán mayor sabe que no lo ha sido.



El primer día de presentación se llenó el teatro y la gente demostró que como cada año es una emoción inigualable escuchar a uno de los rescatistas de canciones y mejores músicos que ha tenido nuestro país, abriendo con un instrumental la primera parte del concierto y con dirección musical, la guitarra de Jorge GarcíaRodrigo Duarte en el violonchelo y Jesús Mendoza en el bajo se dejaron oír las primeras canciones, no sin antes darle la bienvenida al maestro dentro del escenario, envuelto en aplausos, Oscar Chávez saludaba a los asistentes y dio comienzo al recital.

 


"La paloma azul", "Amargura", " No me condenes" y " Caramba" fueron algunos de los temas que se escucharon en esta primera parte, para después seguir con las originales como: "Cada Palabra", "Lamento obstinado sobre la Ciudad", "Guitarra" y "Juego".



Carlos Monsiváis dijo una vez que “no sólo rescata y pone al día la tradición, también explora con buena fortuna en las creaciones de hoy, ya sea a través de las parodias, o de las expresiones de la nueva sensibilidad amorosa o política”.  




Siguiendo con un concierto excelente, Oscar nos regalo una canción clásica "Gracias a la vida", que a la vez era un homenaje a su autora por los 100 años que cumplía, la fallecida pero inmortalizada, Violeta Parra, una de las mejores compositoras de Latinoamérica.




Llegamos al intermedio despidiendo a los primeros músicos para regresar y darles la bienvenida a "Los Morales", bajo la dirección de Hector MoralesJulio Aguilar en las percusiones y acordeón, Jose Maria Aguilar en el bajo, y Hector Blanquet en la guitarra, los ya consolidados compañeros musicales, y entrañables amigos que se caracterizan por haber acompañado a lo largo de su carrera al Maestro Oscar, dieron pie para que empezara el segundo setlist de la noche, pudimos escuchar canciones como: "Huapango nuevo" original de Chávez, también la muy coreada "Mariana" que al ritmo de las palmas del publico que no cesaron hasta el final de la canción.

 



"Alta Traición", del siglo XV, escuchamos "El adiós"  y otro clásico mas que escribió junto a Pepe de la Vega "Petróleo", ésta en palabras del cantante, con dedicatoria a los "Huachiculeros" haciendo referencia a los ladrones de combustible.

La velada aun estaba fresca y muy disfrutable, en un ambiente sin celulares en manos de los asistentes y un silencio que acompaño durante toda la presentación la música como debe ser, El Caifán siguió con un rescate del Maestro Hector Morales: "Habanera" y en una platica artista-publico antes de empezar con el tema: " La Casita", el interprete se burlo de que ya no era casita sino condominio y terminó por nombrarla mejor como: "La Casota".
 


"Seis Años", del norte la canción: "Prisionero de tus brazos", "Perdón" y " Se Vende mi País" formaron parte del final de la primera noche en el teatro no sin antes despedirse con dos de las mas pedidas a lo largo de los años por sus fanáticos: " Por ti" y "Macondo



La Segunda noche se repitió en cuanto a música y el lleno del teatro, a diferencia que al final cantó otros de sus clásicos como: "Un Año Mas" y " Mariguana


Así despidió el publico en ambas noches  a uno de los mejores exponentes de la música mexicana, con gritos de "otra, otra", aplausos y algunas lagrimas.



A todos aquellos que ya no creen en el Maestro Oscar Chávez les puedo decir que aún canta, y que lo hace con todo el corazón, deja todo en el escenario a su manera, con ese humor un tanto negro que lo caracteriza desde siempre, yo espero que nos dure más, porque artistas como él ya no hay, y los que hay ya no cantan, así que es cierto, Oscar es un imprescindible de la vida, sigue siendo un profesional y se entrega a su publico desde hace mas de 50 años, ha sido un deleite ver que alguien grita y lucha por la vida con tanta devoción como lo hace él.


Hasta pronto Oscar.